LIVE & DIRECT

«THE OPRAH SHOW» 2003


MADONNA SE PRESENTA EN EL PROGRAMA DE OPRAH WINFREY POR TERECERA VEZ, ESTA VEZ PARA PROMOCIONAR SU LIBRO PARA NIÑOS.


16 SEPTIEMBRE 2003 – Chicago; USA

Madonna se presenta por tercera vez (la primera vez fue en 1996 y luego 1998) en el exitoso programa de la conductora Oprah Winfrey, «The Oprah Show» transmitido por la cadena ABC. La entrevista de casi una hora de duración, se grabó el día 08 de Septiembre en los «Harpo Studios» en Chicago y se transmitió el día 16, justo un día despues del lanzamiento mundial del libro «The English Roses». En la entrevista, Madonn habló de todo, su carrera, su maternidad, su vida en Londres, el disco «American Life», el polémico y ya famoso beso con Britney Spears en los MTV Video Music Awards y por su puesto de su nuevo proyecto «The English Roses» y los planes de libros futuros.

Algunas frases del show:

Oprah: ¿Fue planeado o espontáneo (besar a Britney Spears en los MTV Video Music Awards)?

Madonna: estaba destinado a ser un comentario irónico y juguetón sobre el beso de los novios. Tenía dos novias (Britney y Christina Aguillera) e iba a besar a mis dos novias. En todos los ensayos, fue muy inocente. Si parece que Britney me estaba besando de manera agresiva, ¡fue una sorpresa para mí! Soy una chica del espectáculo y después de 20 años en el mundo del espectáculo, aprendemos a lidiar con los golpes. Obtienes un limón, haces limonada; si alguien se te acerca con los labios entreabiertos, ¡tienes que besarlo! Estaba totalmente destinado a la inocencia y la diversión, y no sé por qué la gente le está dando tanta importancia.

Oprah: ¿Sigues siendo la ‘chica material’?

Madonna: No soy la chica material. Hubo muchos años en mi vida en los que pensé que la fama, la fortuna y la aprobación pública me traerían felicidad. Después de hacer «Evita», gané un Globo de Oro y estaba a punto de tener un bebé. Sentí que lo tenía todo, pero me faltaba algo: una comprensión de quién era realmente. … Hasta ese momento, sentí que estaba controlado por los altibajos de mi vida.

Oprah: ¿Hubo algo en particular que sucedió para que cambiaras?

Madonna: Lo más importante probablemente fue que estaba a punto de convertirme en madre. Quería entender lo que le iba a enseñar a mi hija. Realmente no entendía dónde estaba parado en las cosas. Creo que esa fue mi llamada de atención. Quería entender cómo iba a encontrar la felicidad verdadera y duradera en mi vida y cómo iba a enseñárselo a mi hija.

Oprah: ¿Crees que hasta ahora has podido presentarle a Lourdes una infancia normal?

Madonna: Sí, lo hago, tan normal como podría ser. Cuando llegamos a casa y las puertas están cerradas, no jugamos con la idea de que hay celebridades viviendo en la casa. No hablamos de fama, no tenemos revistas en casa y no vemos televisión. Estamos separados de eso. Ella sabe que canto y bailo para ganarme la vida. Ha estado en un millón de sesiones de fotos y sabe que es trabajo de mamá.

Oprah: ¿Qué piensas ahora cuando miras hacia atrás a algunos de esos años… todas las chicas que te imitaban y querían la ilusión de lo que tenías?

Madonna: Pienso, «guau, tenía un gran deseo de recibir». Tenía grandes sueños, era ambiciosa, valiente y provocadora, pero no tenía la imagen completa de la vida. Pero hice lo mejor que pude con el conocimiento que tenía.

Oprah: Y cuando sabes mejor, lo haces mejor.

Madona: Exactamente.

Uno de los momentos más emocionantes de la entrevista fue una sorpresa para Madonna. La historia de una joven llamada Gerri, quien había fallecido de cáncer. Pero un tiempo antes, Gerri recibió en el hospital una llamada telefónica que era de la mismísima Madonna en persona. Gerri era una tremenda fan de Madonna desde niña y al recibir la llamada telefónica, su vida tomó un nuevo sentido y pasó sus últimos días en completa felicidad. Madonna la llamaba todos los días por teléfono y formaron una amistad que duró hasta el día en que Gerri falleció.
Crystal, amiga de Gerri, le agradece a Madonna por este acto desinteresado y completamente anónimo de bondad, por haber llevado alegría y felicidad a la vida de su mejor amiga en sus más duros momentos. Esta anécdota nunca se habría conocido si es que Crystal no hubiera escrito a Oprah contándole la historia. Por primera vez vemos a una Madonna conmovida hasta las lágrimas en un programa de televisión. En el estudio se encuentra con Crystal y con la mamá de Gerri quienes se acercan y le dan un afectuoso abrazo.


0 comments on “«THE OPRAH SHOW» 2003

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: